martes, 10 de mayo de 2016

Mi madre, en el Cielo


Ahora entenderéis mi silencio de estos días. Pasado mañana vuelo hacia Las Palmas, y volverán las antiguas oropéndolas. En Airaga  el globo recuperará poco a poco el buen aire de sus mejores tiempos. Quizá se le note al principio un punto de melancolía, pero lo superará gracias a vosotros.
He perdido a mi lectora más fiel. Todas las mañanas, después de un largo rato de oración, Marita abría este ordenador en el que yo escribo ahora y se subía al globo. Ella disfrutaba sobre todo con los comentarios de Antuán  pero os conocía a todos por el nombre o por el nick. He recibido hasta ahora 712 mensajes de pésame. Comprended que sólo responda a algunos. Hoy, en la Santa Misa, mientras encomendaba a Marita, ella me ha sugerido al oído que rece también por vuestras intenciones. Y lo he hecho.
Ya son 716 mensajes.



39 comentarios:

Papathoma dijo...

Tengo un nudo en la garganta...y eso que solo la conocía a través de usted. Nosotros salimos ganando, ahora ya podemos hablar con ella directamente, pero a usted le llevará un tiempo acostumbrarse a la nueva situación. Tómese el tiempo que necesite, aunque su madre no le va a dejar que sea mucho, me temo.
Qué hueco tan grande dejan las madres buenas...menos mal que no se las pierde para siempre.

yomisma dijo...

Marita está contenta. Qué suerte!! Un abrazo don Enrique.

Juanma Suárez dijo...

Pues, don Enrique, no sé si decirle que lo siento muchísimo o darle la enhorabuena porque ahora sí que tiene un enchufe directo en el Cielo... ¡¡y lo limpito y ordenado que le tendrá su rincón cuando se vaya usted allí de vacaciones con ella, Dios quiera que sea dentro de muuuuuuchos años!!

Eso sí, ahora tendrá que tener más cuidado porque no solo verá lo que escribe en el globo, sino lo que piensa escribir o lo que no escribe.

Rezaremos por ella, aunque, probablemente, lo más acertado sea encomendarse a ella.

Le mando un abrazo desde la muy lluviosa Sevilla estos días.

Pilar dijo...

Qué buen mes para tener una aliada en el cielo. Habrá que aprovechar sus deseos de ayudar a estos pasajeros. Muchas gracias a Marita y a usted. Un saludo y cuente con mis rezos

Juan Antonio Ugarte dijo...

Peque:
Mañana la encomiendo en la Santa Misa... y me encomiendo a ella.
Juan Antonio U.

Merche dijo...

Gracias a Marita, que también desde el Cielo se ocupa de los"cuatro o cinco lectores que aún le quedan". Y gracias a usted por ser buen hijo y hacer lo que le dice su madre.
Estamos a su lado, don Enrique.

Una lectora habitual dijo...

Don Enrique, ¡qué difícil es asimilar algo así! Yo también le envío mi pésame.
Pero hay que quedarse con todo lo buena que ella le ha enseñado a usted y a todas las personas que ha conocido a lo largo de su vida.

Ahora el globo se sustenta en el Cielo mejor que nunca.

yankee dijo...

Lo siento muchísimo don Enrique, lo leí esta mañana y llevo todo el día acordándome de ella. Supongo que no le molestará que le diga que a ella (sin conocerla en persona) la suelo tener más presente que a usted, pues ya comenté en alguna ocasión que hago su receta de mermelada de naranja con mucha frecuencia, pues en casa vuela en cuanto ven los botecitos.
Mañana la encomendaré especialmente en Misa.
Un abrazo muy fuerte desde Sevilla.

Cristina.V dijo...

Gracia Marita por esa sugerencia, y a usted por obedecer.
Desde este globo, la recordaremos siempre con mucho cariño.
Una intercesora más en el Cielo.

Cordelia dijo...

La he encomendado en misa y me he encomendado a ella estos días. Un abrazo.

Ignacio Sevillano hijo de Vila dijo...

Hola soy Ignacio. Siento no haber estado hablando contigo estos días pero bueno, espero que te recuperes pronto y a ver cuando te puedes pasar a comer.

Rezaré por tu madre, te lo prometo, seguro que está con mi abuela en el cielo.

Vila dijo...

Un abrazo muy fuerte querido amigo. Nos encomendemos a ella.

Buen viaje y feliz estancia en las islas. Seguro que podrá descansar.

Amalia dijo...

Yo también me uno al clamor popular de este globo! Ahora la tenemos a todas horas con nosotros... Y a usted pues le encomendamos todavía más. Es increible cuando lo piensa uno despacio... ESTÁ-CON-EL-SEÑOR... Qué no hará Marita ahora!!! Un beso muy grande!!!

ALEJANDRA dijo...

Una madre nunca se va del todo.Ese cordón que el médico o matrona creen que cortan no es así,el permanecemos Unidos madre e hijos para siempre. Uno es niño,joven,adulto,hasta viejo sólo una vez. Pero madre se es toda la vida...y después. Y qué le negará -que le convenga,claro- una madre a un hijo?
NADA!. A la mía la noto si cabe más cerca que cuando su cuerpo estaba aquí. Y suenan a menudo en mis oídos y en mi corazón sus "no te apures tú por nada,cariño"... Un abrazo apretao!.

Francisca dijo...

Desde Chile rezo por usted y por Marita, a quien tengo cariño desde que nos la presentó el año pasado, ¡qué mujer! Dan ganas de seguir sus pasos.

Bita dijo...

Don Enrique yo llevo años leyendo su globo y nunca conteste. Seguro que como yo hay muchos. Me encomiendo a su madre.

chispa dijo...

La encomiendo y le encomiendo más a usted....esos momentos son difíciles aún pensando que ella está ya en el cielo, que era su meta. Con su ayuda lo habrá conseguido.
En vísperas de la festividad de la Virgen de Fátima, lo celebrará feliz.

MVE dijo...

Ayy, que duro es perder a una madre.
Además se llamaba como yo. Voy a pedirle cositas a mi tocaya.
Un abrazo D.Enrique

Maru Viguera

Blancanieves dijo...

Un cariñoso abrazo a toda la familia.

Tumismo dijo...

Le acompaño en el sentimiento.

Enrique Monasterio dijo...

Tumismo, ¿me has mandado otro comentario con un enlace? Yo no suelo abrir esos enlaces misteriosos salvo que sepa de qué tratan. Más de un virus me ha llegado por ese sistema

Antuán dijo...

Lo siento mucho. ya sabemos que está en el cielo pero no he podido evitar escribir entre lágrimas. Me encanta esa Virgen. La semana pasada estuve en el pueblo el sabado 30 para poder hacer un poco de compra para Carmelo en Mercadona: leche y algo más y Pablo nos recogió; limpié los boquerones en el patio y cuando los estaba friendo me fije en esta Virgen pequeña en una pizarra. Me salió: ¡Guapa!Y se lo vuelvo a repetir también a su madre. Tenía ganas de visitar el bloc porque una de las cosas bonitas que pasó esos dias; el tres de Mayo fueron a
buscar una replica de la cruz de los jóvenes a Villamayor a 7 Km cuando llegaba tocaban las campanas a gloria, el dia siguiente estaría desde las 9 la iglesia abierta, ya a esa hora estabamos 7 personas rezando. por supuesto los mayores le cantaron los "mayos" con guitarras y bandurrias y castañuelas. Había distintas cosas previstas antes de que se la llevaran los de Almodovar., Y los domingos la Misa es en la Virgen, alli que nos fuimos. y ya está. Adiosle-pido

Anónimo dijo...

Soy un convencido de que en situaciones así, suelo dar la enhorabuena, porque aunque duele la partida, alegra más saberla en el cielo y allá sigue en los empeños de una madre, pero ahora con miles de aliados eficacísimos: al estar tan cerca de Dios, de la Virgen, de los Custodios, su padre y otros familiares, tanta bondad de Dios. Marita no ha terminado su ser madre, me atrevo a decir que recién empieza y eso es una alegría, agridulce ciertamente, pero alegría al fin, un abrazo

Mari Panaque dijo...

Cuanto lo siento
Conocí un señor de esos que uno admira mucho porque son muy sabios, y para mi es lo máximo.
Me enteré que falleció su mama, y no pude darle el pésame hasta dos meses después, me acerque y le dije que había rezado por su mama y sus ojos se hicieron agüita, pensé siempre hacen mucha falta las madres, y como cuesta decir DIOS SABE MAS¡¡¡

Cuente con nuestro infinito cariño y nuestra fidelidad internautica

Anónimo dijo...

Uy, don Enrique, su madre se subió al globo y se fue al Cielo: ahora estará siempre mucho más cerca.
He rezado por ella y sé que ella lo hará por mí.

RJMSS dijo...

D. Enrique ha corrido su carrera y ha llegado a la meta, dejando tantas cosas buenas, entre otras unos hijos que son un tesoro. Cuando muere un padre mayor, la gente parece que le apena menos: da gracias a Dios porque la has disfrutado mucho, pero no, una madre no se disfruta nunca lo suficiente. Solo nos queda la tranquilidad de que está en el cielo y que en algún momento volveremos a verla.
Encomiendo mucho a la familia y a ella, la enhorabuena por todo lo bueno que ha hecho en esta vida. RJMSS

Maria dijo...

Lo siento mucho Don Enrique. Le mando todo mi cariño

Pierre Nodoyuna dijo...

El duelo no se pasa de un manotazo convenciéndonos que el ser amado está en el cielo y chimpun. El dolor del corazón, físicamente, hay que respetarlo y tratar de ayudar a recuperar el buen ánimo. La compasión, el padecer con el que duele, puede ser el mejor compañero de camino. No dejemos que los buenos sentimientos y metáforas pretendan solucionar de un plumazo los sentimientos dolorosos por la pérdida de un ser querido. Marita está en el cielo, y nuestro don Enrique está aquí en la tierra. Estamos contigo, para lo espiritual y para lo material. Si se tercia un abrazo y unas palabras de apoyo, aquí estamos.

Teresa dijo...

Mi más sentido pésame y mis oraciones, Don Enrique.

Tumismo dijo...

Dejemos lo para otro dia.

juan andres Vallejo dijo...

Estimado Don Enrique, recuerdo con cariño una anécdota que me narró un gran hombre cuyo primogénito se acababa de ordenar sacerdote. Un amigo - moribundo y español como usted - le decía al padre del recién ordenado sacerdote que los padres de un sacerdote debían ser muy muy santos para apoyar a su hijo y ser muy fiel a Dios y a las almas.
Por ello, desde ya acudo a Marita para pedir por Usted y por tantas y tantas necesidades del mundo entero.
Afectuosamente, Juan Andrés

familia dijo...

Rezare por ella y toda la familia en la Misa de mañana. ¿ verdad que consuela mucho, tener tanta gente que nos quiere y que reza por nosotros ? Y a Marita le pediremos por usted y por todos los sacerdotes. Chispa

Marite dijo...

Don Enrique: Un abrazo desde México. Desde ahora aprovecharemos esa gran palanca que seguro tenemos en el cielo con Doña Marita, quien estoy segura es la primera en interceder por usted.

Marite

Fernando Q. dijo...

Un abrazo. Seguro que Dios le dará faena enseguida, nombrándola Cuidadora del globo.
Orgullosa de su hijo, ahora comparte ese sentimiento con su familia en el Cielo. Dios la bendiga.

Joseph Kabamba dijo...

Ahora nos ve de verdad.

Mercedes dijo...

Me acabo de enterar!!
Desde ya la encomiendo y le encomiendo. Ahora está con la Reina y Madre de las madres!!!.
Cuente con mis oraciones!!

Sinretorno dijo...

un gran abrazo, Daniel

Jordania Munelo dijo...

Don Enrique. Cuanto lo siento!!!. No lo sabia. Hoy aproveche para ponerme al día con su globo porque estaba un poco desconectada y créame que no adrede... Desde el cielo seguirá siendo su lectora mas fiel, eso. Y ademas seguro que le soplara cosas al oído para que nos alegre a todos. Justo hoy mi abuelo cumple 6 meses en el cielo, se llamaba Felipe. Era una de esas personas extraordinarias, difícil de olvidar... La tendré presente en mis oraciones, que como se, son de ida y vuelta... Rece también mucho por Venezuela por favor...

Anónimo dijo...

Padre,

Lo siento mucho y lo acompaño en su dolor. Qué lindo nombre tenía su madre! Que Dios le permita gozar de la vida eterna y que lo siga cuidando desde el cielo.
Atentamente,
Daniela