miércoles, 24 de abril de 2013

Desahucio



Nueva escapada a Madrid. Esta vez voy con el tiempo justo. Ni siquiera podré pasar por la peluquería de Amed. Tengo una entrevista difícil. una gestión aburrida y un almuerzo rápido con alguien que necesita verme.
Antes paso por mi casa para echar una ojeada al correo y recoger un paquete con la primera edición canadiense de “God’s Nativity Scene”. Así han titulado “El belén que puso Dios”.
Llego a mi habitación y, nada más abrir la puerta, compruebo que tengo un okupa. Lucho, un periodista peruano que pasó por Molinoviejo hace unos días, ha tomado posesión de todo mi espacio vital. Dos maletas, una bolsa, libros, ropa, utensilios de baño…
Me detengo unos instantes en el centro del dormitorio y compruebo que están en su sitio los libros que dejé en las estanterías. Han desaparecido dos “belenes” y cuatro “relatos”. Es una buena noticia: mis libros siguen interesando a los rateros. Desahuciado sí, pero con clase.
Regreso el sábado. Si me encuentro a Lucho, lo escracho por el pasillo.
 

9 comentarios:

Pedazo de anónimo dijo...

No se que decirle....
Quiza eso del que va a Sevilla pierde su silla..no se si le valdra...lo de compartir es crecer....yá paso la adolescencia o eso creo..tampoco le vale,seguro que no le vale.Haber...sus libros son buenos porque se los birlan....creo que hubiera preferido con su permiso darlos...tampoco le vale...bueno un poquito,si....que más...yá lo tengo,cuando se encuentre al tal Lucho por el pasillo piense más vale "pajaro"en mano que ciento volando...y recobre su espacio vital.Encierrelo en una jaula.

María dijo...

¿En Canadá también lo han traducido al francés? Porque vivo en la zona francófona de Bélgica y me encantaría encontrar una traducción en francés de "El Belén que puso Dios"… O acabaré traduciéndolo yo misma para que lo puedan leer mis amigas :D

elsillóndepapá dijo...

Muy bueno, al final es la mejor manera de cuantificar el valor de las cosas....cuanto lo quieren las personas... incluso rateros. Un abrazo

Pedro dijo...

Paciencia,Don Enrique.

Vila dijo...

Reconozco que he tenido que leer varias veces la palabra "escracho" y que he tenido que buscar en internet su significado (poner en evidencia mas o menos).

Bueno hombre, con el trajín de viajes que se trae este año no me extraña que utilicen su habitación como "casa de paso". (je je me hubiera encantado haber visto su cara al entrar y ver la ocupación)

Mientras que al menos el sábado le dejen un catre para poder dormir...De gracias.

Luis Enrique Cam dijo...

Felizmente no contó el número de vídeos que faltan...no mentira...quiero declarar al globo que soy inocente de la pérdida de libros, al parecer hay un enemigo entre los residentes de la casa...aprovecho para agradecer profundamente la hospitalidad que me han brindado, me he sentido en casa.

Merche dijo...

Vila, yo creo que lo de "escracho" va más bien por esta moda de acosar a los políticos en sus casas, que les ha dado por llamarla "escraches" (supongo que viene de algo como "scratches", en inglés).
O sea, que lo que quiere don Enrique es acosarle, darle un meneo, vamos.

Anónimo dijo...

Menudo palo,tio!OK por aclararlo.

c3po dijo...

Non habemus hic manentem civitatem!
Ni siquiera los de Bilbao :-)