jueves, 27 de septiembre de 2007

Eslabones de una misma cadena



Desde que abrí este blog hace ya 7 meses, he entrado en contacto, gracias a Dios, con infinidad de personas de todo tipo:


a) Escritores y poetas, casi siempre jóvenes y brillantes;
b) Chavales y chavalas que me deslumbran y que me hacen recobrar la fe en la naturaleza humana;
c) Amigos de toda la vida que han entrado en la blogosfera recientemente y me siguen contra viento y marea;
d) Antiguas alumnas del Colegio del que fui Capellán y, a pesar de todo, no me odian;
e) Sacerdotes de todas las edades, unos con blog y otros sin él;
f) Personas del Opus Dei: viejos, jóvenes, hombres, mujeres…
g) Amigos de los amigos de los amigos de mis amigos, que ni sé de dónde llegaron.
h) Gentes que cayeron por casualidad. Hay ya un buen grupo de mexicanos, argentinos, chilenos…
i) Y mi madre, por supuesto, que me vigila todas las mañanas.

A todos les agradezco su sorprendente apego. Por ellos escribo todos los días, a pesar de que me propuse hacerlo sólo los fines de semana.

Muchos me pedís que ponga un link en el blog para conectar con el vuestro. Yo pondría doscientos —y no exagero—, pero si lo hiciera, la columna de la izquierda sería tan larga como inútil. Sabéis muy bien que los navegantes del mismo barrio, nos encontramos siempre en la blogosfera aunque no estemos "linkeados".

Por tanto, perdonadme. Dejaré los ya que tengo, y quizá alguno más. Pero os aseguro que siempre devuelvo la visita a los que entran en esta página.

Estoy convencido de que formamos una cadena indestructible. Y llegaremos lejos.

7 comentarios:

Ricardo Montoliu dijo...

:)

Sara G. Mendoza dijo...

Gracias, don Enrique, porque cada día sigue escribiendo, porque en algún momento me enlazó, aunque ahora ya no estoy en su lista. Le sigo desde hace unos años, y muchas de sus ideas me han calado fuerte... Yo, más que poeta, me gusta ver la vida con un poco de poesía. En mi blog no pongo casi nada de lo que escribo, y lo uso más como una herramienta de debate, aunque al no tener tantos visitantes como usted, pudo debatir poco. Si Dios quiere este año acabo comunicación audiovisual y realmente intentaré estar "Comunicada". Un saludo. Si quiere escuchar algo realmente bonito vea la última entrada de mi blog: Comunicados (altavocesdedios.blogspot.com)

Jesús Sanz Rioja dijo...

El apego no tiene nada de sorprendente, hombre. Como le dijo aquel amigo de izquierdas, usted es escritor. Y creo que su género es el blog.

alejops dijo...

Pues desde hoy, ¡un admirador más! Lástima que no pueda aportar un eslabón más a la dacena, pero todo llegará...

Juanan dijo...

Me gusta, me gusta...

La verdad es que tenemos una cadena mu apañá.

Marta dijo...

Me alegra que no cumpliera el propósito de escribir únicamente los fines de semana. Me gusta que publique a diario, que nos anime, que nos visite... Y que encima rece por nosotros... ¡¡es el colmo!! Muchísimas gracias, como siempre.

(Yo mañana cumplo 6 meses... y se lo debo "un poquito" a usted...)

María dijo...

viva esta cadena!!!