jueves, 11 de febrero de 2010

Ana

Eusebio, Lucía, Ana y Anita, que lleva en brazos a Carlota, la nieta mayor.
Falta María, que hizo de fotógrafa. Ana y Eusebio ya estaban enfermos aquel día

Hace menos de un año conté aquí que había fallecido de Eusebio, el padre de tres estupendas antiguas alumnas de Aldeafuente. Hoy, a las 9 de la noche, ha fallecido Ana, su mujer. Estaba muy bien preparada y dispuesta a encontrarse en el Cielo con su marido.

No me siento con fuerzas para escribir. Menos aún para hacer literatura. He querido y quiero mucho a esa familia, y ahora sólo pienso en María, Anita y Lucía, que dormirán muy poco esta noche. Igual que yo.

Mañana, en el tanatorio celebraremos una Misa y yo procuraré embridar el corazón para que no se me note demasiado que estoy hecho polvo.

Como sé que muchas antiguas alumnas leéis este globo, corred la voz y procurad estar muy cerca de las tres.


13 comentarios:

Andrea Rodil de del Valle dijo...

Lo siento mucho D.Enrique. Me uniré a los rezos mañana en la Santa Misa, y un Acordaos en este instante por su alma, aunque probablemente no lo necesite.

GAZTELU dijo...

No soy antigua alumna de Aldeafuente,pero sí lo son mis hijas.
En estos momentos de dolor me uno al dolor de estas mujeres y al suyo.
La encomendaré hoy en misa.
GRACIAS POR COMPARTIRLO EN SU GLOBO.

Gerardo dijo...

Me uno al dolor de esa familia..y rezaré mucho por ella. Pero desde el cielo tienen unos padres santísimos que estarán intercediendo mucho por ellos!. ANIMO!!! que acudan mucho al consuelo de la Virgen!!!

Anónimo dijo...

Lo siento mucho. Rezare por su alma y por sus hijas.

Gilca dijo...

La encomendaré especialmente y,por supuesto, a sus hijas a las que mando un abrazo fuerte desde aquí.

Jaime Sanz y Francisco Olalla dijo...

En el cole ofreceremos una misa por ellos. Gracias.

Isa dijo...

Rezaré por su alma. La encomendaré en misa y me acordaré también de su familia y de usted.

LUPE dijo...

Don Enrique hoy al medio dia he ido al tanatorio la hora no era muy buena ,y las hijas de ANA estaban comiendo,al final despues de rezar muchisimo por ella y con ella,nos hemos encontrado con lucia y es verdad uno no sabe que decir,se acordaba de lo bien que lo pasaban en Soto del Real cuando su madre fielmente me venia a ver,y me quitaba a las niñas un poco de encima.....hace muy poco me encontre con ella de compras,le pedí que rezara por mi,y sonrió,estaba guapísima ,ahora estoy segura que desde el cielo cuidará de sus amigos.D.enrique,como han notado las hijas lo mucho que ha mimado a sus padres.lupe pimentel

ann dijo...

D.Enrique

Lo siento mucho, todo mi trabajo y oracion del dia de hoy, sera ofrecido por el alma de Ana, tb para sus hijas.

Gracias por conpartirnos su dolor, y poder aportar con nuestras oraciones un poquito mas de consuelo en vuestros corazones.

Anónimo dijo...

D. Enrique: Me pongo en oración por usted y por sus "abuelos predilectos". Lo bueno y lo malo, lo triste y lo alegre....."Todo para mayor gloria de Dios". Rocío C.

Mcanosa dijo...

Varios días después de la marcha al cielo de Ana, sigo impactada. Con Lucía, he compartido los mejores años de mi vida en el cole, y ahora, desde Málaga, me acuerdo especialmente de ella y de sus hermanas, para que en estos días se sientan muy acompañadas por sus padres que les cuidan desde el Cielo. Aunque no he podido ir al tanatorio ni al funeral, las tendré muy presentes.

Enrique Monasterio dijo...

Y de mí, ya ni te acuerdas, ¿verdad, María?

Mcanosa dijo...

D. Enrique, cómo no me voy a acordar de usted... ¡si hasta me acuerdo de la homilía de mi Primera Comunión! Pensaba que iba a ser al contrario, pero ya veo que no. Sólo una cosa más: tiene a las niñas andaluzas emocionadas con "un safari en mi pasillo"...