domingo, 27 de junio de 2010

Los vagos

Dice don Enrique que el smv levantará polémicas entre los globeros. Yo espero que nadie se ofenda. Puede que haya vagos simpáticos, pero ahora que comienza el verano, no me resisto a dar un toque a los que ya tienen las vacaciones a la vista. Sólo digo que ojalá aprovechemos el verano para leer cosas interesantes y no me refiero precisamente a los folletos de la agencia de viajes. AS



9 comentarios:

GAZTELU dijo...

D.Enrique al que le "escueza" el tema que se aguante.
Yo suscribo totalmente las palabras de D.Alfonso.
Personalmente pienso que el verano no debería superar las 2 0 3 semanas,tiempo suficiente para descansar y no perder los buenos hábitos,cosa que ocurre especialmente con los adolescentes.
En la Biblia se pueden leer numerosas ocasiones en las que el Señor descansó,se retiraba a orar,para coger fuerzas y seguir proclamando la palabra de Dios.
Eso es el verano,coger fuerzas,leer,llenar una hoja en blanco de nuevos propósitos para el curso que viene.
Descansar significa cambiar de ocupación,no desocuparse,para volver después con nuevos bríos a nuestro quehacer habitual.
Si analizáramos la cantidad de minutos que se convierten en horas,después del verano,se nos pondrían los pelos como escarpias.
Yo reconozco que no sé descansar,es un gran defecto con el que lucho frecuentemente,soy hiperactiva y así me va....
GRACIAS POR LA ENTRADA,MUY OPORTUNA

Autoayuda dijo...

En un mundo de prisas, lo revolucionario es ir despacio.

Adaldrida dijo...

Don Enrique tiene razón: el vídeo no va a caer bien, porque es un discurso que hemos oído desde la infancia. Junto con esa frase que dice "descansar es cambiar de actividad". Y la repiten año tras año los tutores, profesores, directores, y tan panchos se quedan creyéndose tan originales.

Todo esto lo digo yo, profesora de eso y bach y lectora empedernida. No lo digo con ánimo de ofender, pero sí con un poco de ojo crítico. Tenemos que camboar el discurso, así no llegamos. Un chaval de dieciséis, igual o más que yo, se resistirá ante la condena, tantas veces repetida, de la noble actividad de dormir hasta las diez de la mañana en verano.

Guerrera de la LUZ dijo...

Don Enrique que bonito está este espacio, tiene el fondo más maravilloso de todos los que he visto.

Un saludo, y otro con mucho cariño y agradecimiento para Don Alfonso, hacía mucho tiempo.

Papathoma dijo...

Bienvenidas sean las vacaciones escolares... Durante dos meses dejamos el stress de los horarios, los deberes, examenes, tutorias, extraescolares... Disfruto viendo a mis hijas "liberadas" de tantas obligaciones. Se lo pasan bomba en verano y hacen de todo: deporte y relacionarse con niños de su edad sobre todo.

Aun no saben lo que es ser vago... quiera Dios que tarden en descubrirlo, porque ver a adultos que se dedican a vaguear en vacaciones (y no solo...)es un poco patetico.

No pienso que vaya a ver polemica, el vago no es consciente de que lo es y ademas lo disfraza de muchas maneras: me merezco un descanso, no estoy para niños, no me hables de (...)que estoy de vacaciones!!! etc.
Ah, y no es tan dificil caer en ello -si nos dejan, claro!-. En fin, yo tomo nota del toque de D. Alfonso, por si acaso.

Anónimo dijo...

Yo reconozco que para mí vencer la pereza en verano es una asignatura pendiente,en invierno es también una lucha pero las actividades más programadas no me dejan caer tanto en la tentación.El caos de las vacaciones de los niños,a mí también me parecen demasiado largas,y sobretodo el CALOR me dejan bajo mínimos.Me quedo con Septiembre,esos días que puedes ir a la playa "nubladito"(en el norte,claro),ya no está atestada de gente y no ves tan lejos el comienzo del curso.E

Anónimo dijo...

Lo que no gusta, suele escocer... Adaldrina, pienso que no es cuestión de originalidad en el discurso, sino en los planes que les ofrecemos como alternativa. AC

Anónimo dijo...

Parece por uno de los comentarios que los que no estamos de acuerdo con la entrada y no hemos hecho comentarios (solo ha habido 1 comentario en contra y solo en parte ), parece que somos vagos y que no nos hemos enterado. Pues como dice el refrán “No hay mejor desprecio que el no hacer aprecio”, y sin ofender D.Alfonso.

Soy madre, esposa, hija, hermana, amiga de mis amigos y profesional en una empresa del Ibex, e intento ejercer en todos los ámbitos. Después de todo un año realizando un juego de malabares intentando conseguir lo que ahora llamamos “conciliación familiar y profesional”, a veces con poco éxito, no se me caen los anillos ni me va a quitar el sueño el pensar que en vacaciones quiero descansar y dejar el despertador de lado y disfrutar de que sean mis hijos los que me despierten. Tal vez un día a las 8 o tal vez otro a las 10, ese día guiñaré el ojo hacia arriba y diré “gracias” hoy empezamos mejor el día.

No se me interprete mal, estoy de acuerdo que en vacaciones no hay que perder el tiempo miserablemente, pero también soy de la opinión que hay que levantar un “muchito” el acelerador.

Lo dicho, sin ofender D. Alfonso, por cierto sus vídeos son geniales.

Anónimo dijo...

Anónimo, creo que el "toque" va de CALIDAD, no de cantidad. AC