sábado, 5 de febrero de 2011

Extrañas llamadas

 Agatha Christie
Acaba de ocurrirme. Palabra de honor. 
―Diga
―¿Don Enrique Monasterio?
―Sí, dígame…
―Buenos días. Usted no me conoce; me llamo Ágata…
El acento no parece español; quizá británico. 
―Entonces hoy es su santo. Muchas felicidades…
Pausa enorme.
―Esto es lo que quería… Muchas gracias. Adiós…
Ha colgado. En la pantalla de mi teléfono ha quedado un número muy largo. Tratándose de una llamada tan misteriosa y lejana, sospecho que ha sido Agatha Christie desde su tumba. Si no me vuelve a llamar, recurriré a Poirot para  que investigue. 

12 comentarios:

Alejandro dijo...

Yo creo que el caso se le daría mejor a Miss Marple, por eso de su conocimiento de la naturaleza humana. De todas maneras, gracias por acordarme de decirle: ¡feliz santo! a la buena Agatha... dondequiera que esté.

Juana la Loca dijo...

Es verdad! Felicidades a todas las Aguedas!

Vila dijo...

!! Alucina, vecina !!, me lo creo porque es usted, que si no...

Si no se acuerda de encomendarme en San José ya sé la manera de recordárselo.

Caray, entre esto y las llamdas nocturnas trasatlánticas, se lleva la palma.

marisa dijo...

D. Enrique, ¿seguro que se ha tomado hoy las pastillas correctas?

Juajua, el final del comentario de Vila es buenísimo.
Cariños.

Agatha Ch dijo...

Era yo. Pero es que aquí en el ataúd casi no hay cobertura y se cortan las llamadas.

Pablo dijo...

¿No sería usted quien colgó porque Ágatha Christie le hablaba de liturgia?

Cordelia dijo...

Seguro que era doña ágata, porque siempre fue muy suya, y moderna para su tiempo.
Felicidades desde aquí también.
Saludos a Miss Marple; seguro que están las dos sentaditas en la mesa camilla, con el brasero puesto y descubriendo criminales sin moverse de casita, mientras el té se enfría poco a poco...

Anónimo dijo...

Porque es usted, que si no...

Dani Morcillo dijo...

Pues ayer fue el santo de mi hija (además de Patricia se llama Águeda, de segundo nombre)

Isa dijo...

¿De verdad? madre mía, qué cosas le pasan más extrañas...me lo creo porque viene de usted, porque de otra persona dudaría.
¡Felicidades a todas las Ágatas!

Clara dijo...

Raro, raro, raro. Ay madre ¿y si fuera ella de verdad...?

MaryTheCovins dijo...

ajajajajaj