martes, 9 de septiembre de 2008

Los expertos

Lo siento, chaval, los expertos deshojarán la margarita
Leo que la ministra de "Igual-da" ha convocado una comisión de "expertos" (y expertas, supongo) sobre el aborto con objeto de abortar la vieja ley y engendrar otra más progresista, o sea que mate mejor. Me pregunto que tipo de "expertez" tendrán los tales expertos, e incluso se me ocurre que podía llamar yo mismo a Bibiana, la ministra, para ofrecerme. Al fin y al cabo, en estos 39 años de cura, algo he aprendido sobre el aborto y sus terribles efectos en las mujeres engañadas por expertos.

Trato de ilustrarme un poco sobre la cuestión y cae en mis manos una información de "El periódico de Catalunya" titulada así: "los expertos detectan lagunas graves en la futura ley del aborto".

El título no me tranquiliza lo más mínimo: aún no tenemos ni siquiera un anteproyecto de ley y ya hay expertos que han encontrado lagunas. A lo mejor son juristas los tales expertos. O sea, como yo, que incluso empecé a especializarme en Derecho Penal y habría sido un excelente catedrático, como bien me decía mi abuela.

No sé que hacer: ¿llamo o no llamo a la ministra?

El contenido del artículo es aún más confuso: otros expertos, o quizá los mismos, piensan que, ya que el número de abortos se ha disparado en España desde que entró en vigor la ley del 85, es preciso abrir más la mano no sé si para hacerlo obligatorio o para abortar con efecto retroactivo. Aquí ya me pierdo. Mi poco sentido de la lógica me llevaría a pensar que hay que cerrar el grifo no abrirlo, pero ¿quién soy yo para llevar la contraria a los expertos?

Los expertos aseguran también que deben ser las adolescentes, y no sus padres, quienes decidan si quieren o no abortar. Sin duda se trata de expertos en adolescentes. Igualitos que yo mismo, que llevo más de veinte años educando niñas in aetate pavonis.

Tendré que pensar en todo esto. Estoy escribiendo demasiado deprisa. Tal vez reflexione esta noche y dé a luz un artículo largo en "Mundo Cristiano" que se titule como este post: "los expertos".

En cualquier caso, si yo tuviera siete añitos y alguien me preguntara qué quiero ser de mayor, diría sin dudarlo:

-Yo de mayor voy a ser experto. Mola cantidad y no hace falta estudiar nada.

7 comentarios:

Hadasita dijo...

Pues yo creo que nuestros "expertos" sí son expertos en algo: en repetir como papagayos los clichés modernos de la masa. Y eso se estudia... dedicando unas 8 horitas al día a ver la tele, creo. Seguramente, muchos de nuestros adolescentes de hoy se alegrarían mucho si supieran que están haciendo -sin querer- oposiciones a "expertos". La pena es que, con esos criterios, morirán solos (después de haberse cargado el matrimonio, a sus propios hijos, a sus padres...) y probablemente jóvenes: en cuanto haya otros "expertos" que puedan reemplazarles, y resulten sustituíbles y una carga para el Estado, y se les aplique una futura ley de eutanasia que los "expertos" justifiquen por beneficio social.

Luis y Mª Jesús dijo...

escriba a la ministra, aunque lo leamos solo nosotros... porfa

Seneka dijo...

Yo si llamaría a la ministra. Ahora bien, lo que no le digo es QUÉ la llamaría por respeto a usted y a sus lectores.

Por lo demás, como le veo que está en un mar de dudas, le aconsejo que consulte el tema con Kloster (con el psicólogo no, por favor).

Juanan dijo...

Los "expertos". Ay. Y luego somos los católicos los dogmáticos.

Que un gobierno socialista pretenda impulsar una ley super-permisiva del aborto, me parece de las atrocidades más grandes que se pueden cometer en el gobierno de un país. Pero es que ya lo hacen incluso tomándonos el pelo, encargándole esta misión no al Ministerio de Sanidad como sería relativamente lógico (no del todo porque los médicos están para curar, y no matar), sino que se lo encargan al Minigualdad. ¿Igualdad para quién? Igual da, en efecto don Enrique.

Juanluís dijo...

Partiendo de la base de que el aborto es un crimen execrable contra un ser humano totalmente indefenso, pensaba inocentemente que al menos lo del comité de expertos iba a ser algo serio (aunque después en las Cortes nuestros representantes políticos hicieran los que les viniera en gana con su voto), contrapesando ideas y posturas, pero no podía estar más equivocado: http://www.libertaddigital.com/sociedad/quienes-son-los-expertos-de-aido-1276337854/

Luisa dijo...

La ministrilla esa no merece que usted le escriba,pero hágalo.Quién sabe...

Anónimo dijo...

Escriba sobre "la aborta", que también se dirá ¿No?
Uy¡... perdón.